Johnnie Walker Johnnie Walker 200th Limited Edition Gold Label

Un whisky que es pura miel envuelta en terciopelo

€45,00

Ya llevamos 200 años caminando y queríamos celebrarlo con vosotros con un regalo muy especial: esta edición limitada Johnnie Walker 200th Gold Label cambia su traje por otro más vanguardista, inspirado en las tendencias de moda.

Un regalo único para los auténticos amantes del whisky y para coleccionistas entregados.

Johnnie Walker 200th Gold Label Edición Limitada es como miel envuelta en terciopelo; un beso de vainilla y crema dulce. Con o sin hielo, con un poco de agua o tónica que abra sus sabores, te aseguramos que no te resultarán indiferentes. Disfruta su dulzor con zumo de manzana o úsalo como base para cócteles como el Old Fashioned o el Whisky Sour.

Todo empezó en 1820, cuando John Walker decidió adquirir una tienda de comestibles con el dinero recibido en la venta de la granja familiar. Su espíritu visionario lo llevó a un gran acierto: mezclar whiskies en vez de solo almacenar maltas individuales, como hacían sus competidores; así se aseguraba de que sus mezclas sabían bien siempre que se bebían. 

200 años después, Johnnie Walker es la marca líder de whisky y su eslogan es sinónimo de audacia y optimismo.

Por 200 años más caminando a tu lado.

SKU:
5000267182346
UPC:

Ya llevamos 200 años caminando y queríamos celebrarlo con vosotros con un regalo muy especial: esta edición limitada Johnnie Walker 200th Gold Label cambia su traje por otro más vanguardista, inspirado en las tendencias de moda.

Un regalo único para los auténticos amantes del whisky y para coleccionistas entregados.

Johnnie Walker 200th Gold Label Edición Limitada es como miel envuelta en terciopelo; un beso de vainilla y crema dulce. Con o sin hielo, con un poco de agua o tónica que abra sus sabores, te aseguramos que no te resultarán indiferentes. Disfruta su dulzor con zumo de manzana o úsalo como base para cócteles como el Old Fashioned o el Whisky Sour.

Todo empezó en 1820, cuando John Walker decidió adquirir una tienda de comestibles con el dinero recibido en la venta de la granja familiar. Su espíritu visionario lo llevó a un gran acierto: mezclar whiskies en vez de solo almacenar maltas individuales, como hacían sus competidores; así se aseguraba de que sus mezclas sabían bien siempre que se bebían. 

200 años después, Johnnie Walker es la marca líder de whisky y su eslogan es sinónimo de audacia y optimismo.

Por 200 años más caminando a tu lado.